6/16/2009

Tag:

Presentación


Palabras Preliminares


Quizás un texto pueda verse en la versión de su traductor como una imagen reflejada en un espejo. En todo caso, la traducción existe como una reproducción de un texto que tiene la mirada de quien lo refleja en la versión de otra lengua. Porque las palabras que un traductor selecciona de manera más o menos consciente para la construcción de su propio Espejo Textual, son también imágenes que surgen del texto de origen del que la traducción es propiamente el texto de meta. El análisis de la trama de una traducción muestra que la urdimbre del texto es una reescritura, una reelaboración y una reinterpretación que conduce al texto hacia otros contextos e intertextos al hacerlo pasar de un lenguaje a otro como pasa la imagen de lo contemplado en un espejo a la mirada del que la contempla. Mirarse en un espejo es conocerse, reconocerse y maravillarse ante ese otro reflejado que es imagen de uno mismo, pero como habitante del otro lado. Hay algo mágico en esa atmósfera evanescente y cristalina de los espejos. Quizas por eso, para los antiguos, los espejos eran más que unos simples objetos de uso cotidiano; los concebían como una ventana mágica que permitía al contemplante asomarse a un mundo de otra dimensión con el cual podían, además de adivinar el porvenir, comunicarse con sus ancestros, sus dioses y con el “otro mundo”. La traducción tiene ese mismo sentido de lo mágico y lo maravilloso del espejo porque nos permite ver el texto reflejado en la lengua del otro, en la lengua de ese lector que está del otro lado y que generosamente nos abre la ventana de su propio mundo para asomarnos a la otra realidad de un mismo texto. Para quienes no somos traductores, la obra de quienes traducen nos causa maravilla, nos permite comunicarnos con ese otro mundo de donde es originario el texto. Porque la obra de los traductores nos maravilla, nos admira, inauguramos esta sección que llamamos Espejo Textual. El nombre se lo debemos a Mónica Delia Pereiras, quien, desde su mirada de artista y escenógrafa, ha dado justo con un nombre donde la imagen es predominante. El texto, la palabra, son también imágenes y espejos. Es nuestra modesta manera de reconocer la importante labor de los traductores dedicarle a su trabajo un espacio distinguido y propio. Publicaremos versiones de autores argentinos e hispanoamericanos vertidos de su lengua de origen a otras lenguas tanto como autores de otras lenguas originales vertidos al español.







Luis Alberto Vittor
Director Editorial



Mónica Delia Pereiras

Revista de Letras, Ideas, Artes y Ciencias.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Ads